Alza en el mercado de maquinarias

En el mes de agosto, la Cámara Argentina de Empresas Proveedoras de Equipamiento y Motores para la construcción, minería, industria y forestal (CAEPEM) realizó su reunión mensual en Buenos Aires e invitó a la prensa especializada para anunciar sus avances. La charla se brindó en las instalaciones de la empresa Biscayne.
El proyecto de la Cámara fue puesto en marcha en junio de 2015 y recién en el 2016 se conformó. Su objetivo principal es ser referente y protagonista de las industrias de equipos, máquinas y motores para construcción, minería, industria y agro. Representar, de manera adecuada y equitativa, los intereses de las empresas asociadas en particular y de la industria en general, con la finalidad de fortalecer y contribuir al desarrollo de la actividad, entendiendo y conociendo las necesidades del mercado, aportando soluciones integrales a los requerimientos de diversos proyectos públicos y privados que hagan al crecimiento del país, resguardando la eficiencia integral de los procesos, la sustentabilidad del negocio, el cuidado y desarrollo de las personas, generando fuentes de trabajo y bienestar a la comunidad.
Es por eso, que la reunión con la prensa fue una buena oportunidad para conocer las distintas actividades que viene realizando la Cámara y sus proyectos futuros. Entre otros logros, el Ing. Alberto Fioravanti, director ejecutivo de la Cámara, expresó que “la Cámara regularizó su situación ante la AFIP, obtuvo un número de CUIT y abrió una cuenta bancaria; incorporó nuevos socios, como Palmero y RK Elevaciones; y comenzó a gestionar la habilitación de una página Web”. Además, dijo que hay “gestiones preliminares con vistas a analizar la posibilidad de organizar una exposición de maquinarias y motores durante el año 2018”.
Por otro lado, analizando el mercado actual, Fioravanti aseguró que “los primeros seis meses del año marcan una tendencia alcista y este 2017 podría terminar con una venta récord de maquinaria”. Según el análisis que realizaron desde la Cámara, la primera mitad de este año se importaron más de 4.000 máquinas, sumando las distintas tipologías y marcas; apenas un 20 % menos que en todo el año pasado, siendo las terminadoras de asfalto, las excavadoras y las motoniveladoras las líneas de producto que más crecieron.
Si se tiene en cuenta el país de procedencia de estas maquinarias, China y Brail lideran el mercado con más del 60 % del total. “Aproximadamente la mitad del volumen importado es constituido por minicargadores y cargadores frontales. Y en general, se aplican principalmente en construcción civil, pavimentación, forestal, canteras y agregados o minería”, explicó Fioravanti.
Por otro lado, el ingeniero remarcó la importancia de la fuerte demanda de la obra pública para activar el mercado, pero aseguró que “todavía existen algunos factores que contienen la demanda e impactan negativamente en las importaciones, como la falta de financiamiento, el tipo de cambio y la falta de desarrollo e inversión en infraestructura. A medida que el país genere confianza, llegarán las inversiones”.