Programa Buenos Aires produce más limpio

La Producción Más Limpia constituye un instrumento clave de una política productiva sustentable a largo plazo, a través de la cual las organizaciones industriales y de servicios pueden mejorar su desempeño ambiental, y tiene como objetivo conseguir un equilibrio razonable entre la disponibilidad y el consumo de materias primas y energía.

El Programa tiene como finalidad la utilización eficiente de las materias primas, impulsa la disminución en la generación de residuos y la minimización de su carga contaminante, y también posibilita mejorar su relación con la comunidad y la autoridad de aplicación de la norma ambiental, las condiciones de salud y seguridad ocupacional elevando simultáneamente la eficiencia y la rentabilidad de las empresas y, por lo tanto, su competitividad además de ofrecer una nueva imagen corporativa. “La Producción Más Limpia promueve un uso más eficiente de materias primas, insumos y energía; la utilización de insumos menos tóxicos y materiales renovables; la reducción de la cantidad y toxicidad de los residuos y emisiones; y la reducción de los impactos durante todo el ciclo de vida del producto”, explicó el Lic. Federico Iglesias, director general de Estrategias Ambientales.

¿Cuál la función del programa?

Federico Iglesias: Básicamente lo que se lleva adelante desde la Gerencia Operativa en la Agencia es la implementación del programa Buenos Aires Produce más Limpio destinado a industrias, comercios y servicios; y en particular una línea especial para lo que son hoteles y hostels.

¿Sólo incluye a grandes empresas?

F.I.: El programa, en general, apunta a brindar asistencia a las PyMEs (Pequeñas y Medianas Empresas), que son las que menos recursos tienen. Igualmente, también participan y adhieren grandes empresas. Sí tenemos una priorización en términos jurisdiccionales para aquellos establecimientos que están ubicados en la cuenca Matanza-Riachuelo. Allí tenemos una acción preferencial.

¿Cuántas empresas están adheridas actualmente?

F.I.: Por el programa, en términos generales, pasaron más de 140/160 empresas. Hay distintas categorías, las que finalizaron, las que no continuaron, las que se dieron de baja y las que están trabajando de forma activa. Hoy, en ésta última, hay 60 aproximadamente.

¿Qué objetivos tiene el programa?

F.I.: Desde el enfoque de la Producción Más Limpia, lo que se busca es abordar objetivos que tienen que ver con la prevención en la generación de todo tipo de residuos y propiciar la minimización de todo lo que se genera dentro de los establecimientos. Entonces, lo que hacemos es articular con las distintas áreas que manejan los diferentes tipos de residuos dentro de la ciudad y cuyas normas alcanzan a estas industrias para que estén en conocimiento de las normativas que se les aplica y para brindarles herramientas que les permitan prevenir la cantidad de residuos que generan y gestionar adecuadamente.
Trabajamos para que busquen diferentes formas de reducir la cantidad de residuos o que puedan buscar alternativas de reciclaje. Nosotros, sugerimos todas las opciones posibles para cada establecimiento, en función de un diagnóstico y las condiciones de cada uno, para que optimicen el uso de sus recursos y gestionen de la mejor forma posible.
¿Cómo es su funcionamiento?

F.I.: Las empresas adhieren de forma voluntaria a un programa que es gratuito. Allí se trabaja sobre diferentes objetivos o actividades. Una, por ejemplo, es la disminución en la generación de residuos, otra es el uso eficiente y racional de la energía. Lo que nosotros hacemos es una capacitación en general sobre lo que es el programa de Producción Más Limpia con las diferentes herramientas que se pueden aplicar y después damos seguimiento al Plan de Mejoras que cada establecimiento elabora. Además, articulamos con las distintas áreas que son las que tienen el conocimiento técnico de la normativa que les aplica. Porque más allá de que nosotros les brindamos las opciones de prevención como herramienta de la producción más limpia, los establecimientos necesariamente tienen que gestionar de acuerdo a lo que establece la norma.

Más allá de que la adhesión es voluntaria, ¿están obligados por normativa a separar los residuos?

F.I.: Lo que establece la Norma es la base para nosotros. La misma va a establecer las condiciones básicas en términos de performance ambiental y nosotros vamos a ir siempre un paso más arriba, promoviendo mejoras que sean superadoras de esas instancias.

¿Los costos deben financiarlos las mismas empresas?

F.I.: Sí, hay costos que cada establecimiento debe afrontar cuando pensamos en la optimización de procesos, sin embargo desde el Programa empezamos por todo aquello que implican cambios conductuales, que, definitivamente influyen positivamente en mejorar la eficiencia. Además, durante 2014 se trabajó con el Banco Ciudad en la creación de una línea especial de créditos para las empresas que están adheridas al programa, con una tasa bonificada.

Con respecto a la temática, ¿cuál es la tendencia mundial?

F.I.: El término Producción Más Limpia es una herramienta que a nivel mundial está aprobada por el Programa de Naciones Unidas para el Medio Ambiente. Hoy por hoy ya no se piensa en producción más limpia y consumo responsable, sino en un uso eficiente de los recursos y lo que se busca es la circularidad de los materiales en general.

Si una empresa quiere adherirse al programa, ¿cómo tiene que hacer?

F.I.: Primeramente tiene que presentar toda la documentación administrativa. Luego se hace la firma de un acuerdo de adhesión entre la Agencia de Protección Ambiental y el responsable del establecimiento.

Además de la capacitación, ¿qué otros beneficios tienen?

F.I.: Los establecimientos tienen la posibilidad de acceder a capacitación y asesoramiento técnico gratuito sobre herramientas de producción más limpia, otorgamiento de Ecosellos de diferenciación productiva, descuento anual de hasta el 10% en el ABL (Alumbrado, barrido y limpieza), facilidades para acceder a instrumentos de fomento disponibles en el gobierno de la ciudad de Buenos Aires y tasa diferencial en una línea de créditos especiales del Banco Ciudad.