Reconocimiento al Ing. Oscar Vardé

Durante la celebración de los 20 años del Organismo Regulador de Seguridad de Presas (ORSEP) se entregaron distinciones a la trayectoria en Seguridad de Presas a destacados profesionales.

El ORSEP realizó un evento en el que celebró los 20 años de su creación. El organismo fue creado por el Decreto 239 del Poder Ejecutivo Nacional el 17 de marzo de 1999, siendo su misión la de fiscalizar la seguridad estructural y operativa de las presas que fueron concesionadas por el Estado Nacional. Al evento, que se llevó a cabo en el Salón Federal del CCK, asistieron el Senador, Julio Cobos; el Secretario de Infraestructura y Política Hídrica, Ing. Pablo Bereciartua; el Secretario de Protección Civil, Lic. Emilio Renda; el Presidente de Cascos Blancos, Embajador Alejandro Daneri y la Presidente Pro Témpore de la Comisión Binacional para el Desarrollo de la Alta Cuenca del Río Bermejo y Río Grande de Tarija, Embajadora María Cristina Guzmán, quienes escucharon las palabras del Ing. Rodolfo Dalmati, presidente del ORSEP.
Luego, durante el acto se hizo entrega de las distinciones en Seguridad de Presas a destacados profesionales que tienen una riquísima trayectoria y que han contribuido con valiosos aportes técnicos, normativos y académicos a la ingeniería de presas. También se realizó el reconocimiento por su valiosa colaboración institucional y técnica a Organismos gubernamentales y no gubernamentales que vienen desarrollando actividades juntamente con el ORSEP.
El Ing. Oscar Vardé, presidente de la Academia Nacional de Ingeniería y presidente de la Asociación Argentina de Túneles y Espacios Subterráneos fue uno de los profesionales reconocidos.
“Mi primera experiencia en las presas fue en Brasil, allá por el ´57. Participé de la construcción de varias, pero en esa época, no sabía que después con el tiempo iba a tener que auditar en forma independiente las mismas presas de las cuales había participado. Era un poco una doble participación, pero muy grata”, expresó el Ing. Vardé. Y continuó, “realmente creo que fue una buenísima experiencia para mí porque cada vez que uno hace la revisión de estas obras es todo un desafío. Porque se tiene que interpretar un montón de documentos y juicios, no siempre objetivos. Se tienen que contemplar también las razones que no son estrictamente técnicas y que implican grandes compromisos contractuales y otros problemas que transcienden a la profesión. Es un problema de conciencia porque la seguridad de estas obras es realmente de un altísimo nivel de riesgo si se produce una falla”.
Por último, dijo “me parece muy oportuno que Orsep celebre este aniversario y que tenga por delante todavía más tareas. Además de seguir participando en eventos internacionales, cultivando nuevas técnicas y formando gente joven, que es muy importante porque todos sabemos que en la Argentina esta formación ha tenido un cierto desfasaje generacional. Nosotros, los antiguos, miramos a los jóvenes con envidia, porque manejan recursos fantásticos, informáticos, de otro nivel; pero también requieren de la experiencia y de los referentes. Entonces, creo que en esa conjunción es la que creo que el Orsep puede ayudar mucho y lo está haciendo. Así que esperamos poder seguir ayudando en todo lo que podamos. Muchas gracias”.