EL DESARROLLO SOSTENIBLE: TEMA CENTRAL DEL 23º CONGRESO MUNDIAL DE LA CARRETERA

Más de 4.000 congresistas y expositores concurrieron en París a la nueva edición del encuentro que reúne cada cuatro años a la comunidad carretera internacional.

 

 

 

El 23º Congreso Mundial de la Carretera conmemoró el centenario de la creación de la Asociación Mundial de Carreteras (AIPCR-PIARC), formada tras la primera convocatoria de este tipo, realizada en París en 1908. El evento, que tuvo lugar entre el 17 y el 21 de septiembre en la capital francesa, ofreció el marco ideal a los profesionales del mundo entero para profundizar cuestiones relacionados al desarrollo, gestión y explotación de las carreteras y del transporte vial, así como sus contribuciones al progreso de la humanidad. Se prestó atención particular a las necesidades de los países en vía de desarrollo y a aquellos cuyas economías se encuentren en proceso de transición.

PRESENCIA DE AUTORIDADES
El encuentro contó con la participación de 5.000 personas y numerosos dirigentes franceses, entre las que se destacaron el secretario de Estado encargado del Transporte, Dominique Boussereau, y el ministro de Estado, Ecología, Desarrollo y Ordenación del Territorio Sostenible, Jean-Louis Borloo, quien señaló: “El desafío es responder a las aspiraciones legítimas de las poblaciones en cuanto a movilidad y a confort de vida, sin hipotecar aún más el potencial del planeta. Francia desea convertirse en un estado ejemplar, y podemos cambiar si conseguimos movilizar todas las energías alrededor de un mismo objetivo”.
En tanto, Colin Jordan, presidente de la AIPCR, expresó que el evento fue una “ocasión única para dar auge a las actividades profesionales, crear una red de contactos, y aprender”.
Por su parte, el alcalde de París, Bertrand Delanoë, manifestó que la carretera exige normas de seguridad, y sobre todo “un equilibrio en la repartición de usos”, dándole protagonismo a los transportes públicos como a la circulación no motorizada. Al finalizar sostuvo que la carretera del siglo XXI debe concebirse en el marco “de la innovación y el respeto al medio ambiente”.

TEMÁTICA
El congreso contó con una serie de debates que trataron cuestiones relacionadas con la administración de carreteras; seguridad vial y explotación; movilidad sostenible; y calidad de la infraestructura vial. En particular, en cada uno de ellos se llegaron a las siguientes evaluaciones:
* Administración de carreteras: Se abarcó el tema de las administraciones territoriales, las concesiones y los peajes como operadores y fuentes de financiación para el mantenimiento y construcción de nuevas vías. En el panel se expresó que actualmente la mayoría de las rutas están concesionadas y que por este motivo, el gobierno delega la construcción, el mantenimiento y la explotación de la red a un organismo, el cual cobra un peaje a los usuarios. Los efectos de ese pago fueron el objeto central del debate; algunos consideraron que se podría, eventualmente, limitar el consumo de esta vía de transporte y favorecer la transferencia modal.
* Seguridad vial y explotación: 1.200.000 personas mueren anualmente en el mundo en accidentes de tránsito. Desde la actualidad a 2020, el número de fallecidos podría incrementarse en un 83% en los países en desarrollo, mientras que descendería un 27% en los industrializados. En aquellos subdesarrollados, la mayoría de las víctimas son peatones o ciclistas, por lo tanto la mejora de las infraestructuras permitiría minimizar los riesgos.
* Movilidad sostenible: En los países industrializados, y aún más en los que están en vías de desarrollo, las necesidades de transporte conllevan un crecimiento de la red vial. Para dar una mejor respuesta a los problemas de congestión en las ciudades, numerosos países vuelven a descubrir las ventajas de la movilidad no motorizada. Una solución eficaz y poco costosa es la integración de esta modalidad en los proyectos de mejora de las infraestructuras, estableciendo conexiones con las redes viales. En largas distancias, el transporte ferroviario y el marítimo son dos alternativas a la carretera; la intermodalidad puede sacar partido de cada modo, dejando a la carretera tomar la prioridad en los trayectos para los que es más eficiente.
* Calidad de la infraestructura vial: Este debate demostró claramente que la buena gestión de las redes de carreteras se basa en dos elementos clave: un conocimiento pormenorizado del estado, y una comunicación fluida entre los técnicos, los gestores y los políticos. 

SESIÓN DE MINISTROS
Durante una de las jornadas, 57 ministros de distintos países debatieron sobre tres cuestiones centrales: las experiencias, los resultados y los intercambios sobre los principios y objetivos de la tarificación.
En la reunión se establecieron mesas de discusión con la finalidad de establecer la realidad de los costos,respecto a los daños causados al medio ambiente y a la infraestructura; favorecer la aceptabilidad social y económicade esta modalidad; y estudiar las cuestiones que entraña la tarificación extendida o generalizada,tanto respecto al tamaño de la red como a la transferencia del tráfico a otras rutas.
La primera mesa redonda resaltó que esta práctica puede contribuir de forma perceptible a los objetivos medioambientales, bien sea por medio del Fisco o de los peajes. El recurso de implementar un peaje urbano también se mencionó como una herramienta eficaz de reducción de la congestión y de la contaminación.
El segundo panel sostuvo que la tarificación de carreteras se enfrenta a un problema de aceptabilidad económica y social en todos los países. Los intercambios de experiencias demostraron que se podría conseguir más apoyo por medio de la implicación de los usuarios y de los operadores económicos en la toma de decisiones.
La última mesa de debate concluyó que, aún si existiesen experiencias concretas de tarificación extendida con resultados apreciables, algunos países muestran un enfoque más reservado con respecto a sus beneficios a gran escala.

PROYECCIÓN
La AIPCR elabora cada cuatro años un plan estratégico. Ginny Clarke, presidenta de la comisión que es responsable del mismo, reveló los grandes ejes que guiarán las actividades de esta organización durante el período 2008-2011. El trabajo se estructurará alrededor de cuatro temas:
* Sostenibilidad de las redes de transporte por carretera.
* Mejora del suministro de servicios.
* Seguridad de las redes viales.
* Calidad de las infraestructuras viales. 

PRÓXIMO DESTINO
El 24º Congreso Mundial de la Carretera se realizará del 25 al 30 de septiembre de 2011 en la ciudad de México, en el Centro de Congresos y Exposiciones Banamex.
El presidente de México, Felipe Calderón, lanzó el Programa Nacional de Infraestructuras de Carreteras 2007-2012, por lo tanto, para la fecha del evento, este país tendrá en proceso muchos proyectos que serán lugares ideales para las visitas técnicas de los participantes.