LA BICICLETA COMO TRANSPORTE PÚBLICO

La implementación del sistema Bicing, en la ciudadespañola de Barcelona, causó gran admiración. Diariamente cerca de 400 personas se adhieren a este medio como transporte público. Con esta medida se reduce la contaminación del medio ambiente. 

La problemática ambiental origina diversos debates y la constante búsqueda de alguna posible solución para reducir la contaminación y disminuir el efecto invernadero. Dentro de los diversos gases tóxicos, los originados por el transporte son los que generan mayores emisiones de dióxido de carbono.

Para palear esta situación, el Consejo Municipal de Barcelona implementó, en marzo de 2007, un innovador y llamativo transporte público: el sistema Bicing, que utiliza como medio de movilidad la bicicleta. Se utiliza en diversos trayectos de la ciudad. Consiste en una red de estaciones distribuidas por toda Barcelona, las cuales son los puntos de acopio de los rodados.
Esta técnica es similar a la existente en Copenhague (Dinamarca) y Frankfurt (Alemania), como así también en otras ciudades europeas.

CRECIMIENTO
Este sistema busca promover la intermovilidad en el transporte, por lo que los depósitos están situados cerca de los accesos del metro, del tren y de los estacionamientos públicos. Es una de las opciones más aceptadas por los ciudadanos, en lo que se refiere a trayectos cortos, ya que se viaja con mayor rapidez en bicicleta que a bordo de un automóvil o de cualquier otro transporte público en las horas pico.
Uno de los factores más beneficiosos para incrementar ésta nueva modalidad fue la construcción de una basta red de bicisendas, además de las oportunas ubicaciones de los centros de transferencia.
Se estima que este medio, en la actualidad, cuenta con aproximadamente 144.000 abonados, 8.000 rodados y cerca de 400 estaciones distribuidas por la ciudad. Además, a través de furgonetas, se reponen y distribuyen a los vehículos. De esta manera, se logra la equidad y el orden en los diferentes puntos de acopio.
La cantidad de viajes, por los distintos usuarios, ronda los seis millones, cifra similar a la del metro o a la del bus, mientras que cada bicicleta se utiliza cerca de diez veces al día. Según cifras locales, el 48% de los ciclistas tiene entre 21 y 40 años. Asimismo, el 20% del costo del Bicing (10 millones de euros) se cubre con el abono de los usuarios.
Entre tanto, Barcelona Servicios Municipales, aseguró que diariamente se adhieren cerca de 400 personas a esta modalidad.

IMPLEMENTACIÓN
El Bicing permite que la sociedad se traslade de un punto a otro de la ciudad de manera accesible, y al mismo tiempo reduce la contaminación ambiental. Además, es un proyecto que reorganiza la planificación urbana sobre las estructuras de movilidad. También, es una alternativa sostenible y con un alto contenido de responsabilidad social hacia la calidad de vida de la comunidad.
El usuario puede obtener este servicio mediante dos formas: el abono semanal o el anual. El primero cuesta un euro, mientras que el segundo se paga 24. Con ambos sistemas se puede circular por media hora de manera gratuita; una vez que el tiempo sobrepase lo que se estipuló, se realiza un recargo de 0,30 euros por la misma fracción de tiempo. Cabe mencionar que los recorridos son como máximo de dos horas.
Asimismo, este llamativo y novedoso transporte público, funciona en diferentes horarios; de domingo a jueves opera desde las cinco de la mañana hasta las 12 de la noche, mientras que los viernes y sábados está abierto las 24 horas.
A su vez, hay horarios en los cuales es posible transportar las bicicletas por el metro o el tren. Ambos dejan vía libre las 24 horas los fines de semana, en cambio, durante las jornadas laborales, existen limitaciones (salvo el Ferrocarril Generalitat que no posee ningún tipo de restricción).

INICIATIVAS
Dentro de este proyecto se establecieron planes de gran envergadura. Uno de ellos es el nacimiento del Bicicampus. Se basa en la utilización gratuita del sistema Bicing para los estudiantes universitarios. Las entidades favorecidas fueron: las universidades de Barcelona y la Politécnica de Cataluña. Entre ambas, poseen 200 bicicletas de alquiler gratuito destinadas a los alumnos de las diferentes facultades. Las mismas pueden ser utilizadas durante todo el día, sin excepciones y sin abonar ningún importe.
Además, se tiene previsto enriquecer el servicio. Entre las medidas, se aumentará el número de furgonetas que se encargan de la distribución de los rodados y mejorará la atención para la información al cliente.
Por su parte, el Ayuntamiento de Barcelona trabaja en diversos proyectos para brindar mejores servicios, facilidades a los ciclistas, un transporte más seguro, atractivo y eficaz. En 2006, se aprobó un plan estratégico de la bicicleta, que prevé las acciones a desarrollar hasta el 2010.

CIFRAS IMPORTANTES DEL BICING
* 144.000 abonados
* 400 estaciones
* 8.000 bicicletas
* 400 personas diarias se adhieren al sistema
* 48% de los ciclistas tiene entre 21 y 40 años

EL CASO ARGENTINO
Buenos Aires se interesó por esta llamativa alternativa de movilidad y, finalmente, hacia finales de 2007, se aprobó el proyecto Bicing que presentó el legislador Pablo Failde. La nueva ley impulsa el uso de las bicicletas y dispone la instalación de 1.000 terminales en las que se podrán alquilar y estacionar los móviles. Actualmente, este plan atraviesa la etapa de reglamentación y queda por definir, entre otras cosas, cómo se aplicará el sistema.