vial@editorialrevistas.com.ar

Buscar

Amarilla Gas: Transformando plantas de asfalto a GLP

Amarilla Gas, la empresa de capitales nacionales dedicada a la comercialización de Gas Licuado de Petróleo (GLP), ofrece una solución con menor impacto ambiental, diseñada para aumentar la productividad y reducir los costos operativos de las plantas de asfalto.
Para conocer las últimas noticias, suscribirse a nuestras actualizaciones.

ÚLTIMA EDICIÓN

NEWSLETTER

EDITORIAL

Amarilla Gas es una empresa especializada en la conversión de sistemas de combustión a GLP y su abastecimiento, trabajando en colaboración con el cliente para ofrecer la mejor alternativa para su producción.

Desde el punto de vista técnico, la principal mejora por utilizar GLP se encuentra en los quemadores del horno de áridos y la caldera de fluido térmico, ya que se migra de un combustible líquido a uno gaseoso de combustión completa y mayor poder calorífico. Esto se traduce en una reducción del 25% en el consumo de combustible por tonelada de asfalto producida.

En números: 1 tonelada de Fuel Oíl se reemplaza por solo 0.74 toneladas de gas propano. De este ahorro, el 62% proviene de la mayor eficiencia calorífica del GLP y el 38% restante por las mejoras de rendimiento del quemador. Un beneficio equivalente también se produce en la migración de gasoil a GLP en la caldera de FT.

Además, se reducen los tiempos de arranque y paradas por fallas y/o mantenimiento, ya que se utiliza un combustible de arranque inmediato y sin impurezas. Por otro lado, se reducen los costos operativos debido a que se duplica la vida útil de los filtros de manga y otros equipos.

El proceso de conversión no solo se destaca por su eficiencia y beneficios económicos, sino también por su impacto positivo en el medio ambiente. La reducción significativa del 25% en las emisiones de dióxido de carbono y la operación libre de derrames contribuyen a una producción más responsable, limpia y ecológica.

Dentro de su propuesta, la empresa también simplifica el abastecimiento del GLP gracias a su sistema de monitoreo remoto de stock y una logística con flota propia y eficiente, asegurando la entrega las 24hs los 365 días del año. Su presencia nacional garantiza un acceso ágil y confiable al suministro, permitiendo una producción continua e ininterrumpida. Además, su enfoque llave en mano facilita la transición de plantas de asfalto sin afectar su operación diaria.

Así es como Amarilla Gas se consolida como una opción confiable para las empresas que buscan mejorar su eficiencia operativa y reducir su impacto ambiental, como ya lo hicieron clientes como COARCO, ROVIAL, SASA ROSARIO, IARSA, MARCALBA, JOSE EUTERIO PITÓN y la municipalidad de Moreno, entre otros. La combinación de un combustible más limpio y una atención personalizada la posicionan como un aliado estratégico para la industria en su transición hacia tecnologías más sostenibles y rentables.

Además, su servicio postventa, con asistencia técnica y garantía en equipos de combustión, brinda tranquilidad y confianza a los clientes, asegurando un funcionamiento óptimo y seguro a lo largo del tiempo.

En conclusión, la conversión de plantas de asfalto a GLP ofrecida por Amarilla Gas representa una oportunidad estratégica para las empresas que buscan mejorar su competitividad y sostenibilidad.