vial@editorialrevistas.com.ar

CELEBRACIÓN POR EL DÍA MUNDIAL DE LA NORMALIZACIÓN

Para conocer las últimas noticias, suscribirse a nuestras actualizaciones.

ÚLTIMA EDICIÓN

NEWSLETTER

EDITORIAL

El Consejo Directivo del Instituto Argentino de Normalización y Certificación (IRAM) y los referentes de la sociedad, se reunieron en el Planetario para conmemorar este día.

Más de 300 representantes de la economía, la sociedad civil, las empresas y el Estado se reunieron en el Planetario Galileo Galilei de la Ciudad de Buenos Aires para conmemorar el Día Mundial de la Normalización, que se celebra internacionalmente el 14 de octubre. Todos los años, los organismos internacionales de normalización, ISO (International Organization for Standardization), IEC (International Electrotechnical Commission) e ITU (International Telecommunication Union) establecen un lema, este año fue “Las normas internacionales garantizan cambios positivos”. Este mensaje destaca la importancia de las normas para que las economías puedan enfrentar la situación compleja y cambiante de los mercados globales.
Durante el encuentro, las autoridades del Instituto Argentino de Normalización y Certificación (IRAM) y de su Consejo Directivo, así como los invitados, participaron de la elaboración de una obra de arte colectiva liderada por el artista plástico Leo Kitay, llamada “Constelaciones de Normas” que luego será exhibida en las instalaciones de la entidad.  

TRANSFORMACIÓN ACELERADA
El presidente del Consejo Directivo de IRAM, Enrique Romero, sostuvo que mediante las normas “se nos ha permitido a los argentinos competir internacionalmente y ello ha posibilitado llevar  nuestros productos a diferentes países, elevando la calidad para acceder a los mercados internacionales. Hemos  mejorado  la seguridad de los productos, llevando confianza y tranquilidad al consumidor”.
“En IRAM queremos adaptarnos a un mundo en constante cambio, un mundo con desafíos importantes en términos de crecimiento poblacional, de urbanización, de preservación ambiental, a la brecha digital de los que  tenemos más de 50 o 60 años, la adaptación de nuestra información a las nuevas generaciones que han crecido con internet, al aumento del consumo digital y a la espectacular entrada año a año de millones de consumidores, que demandan nueva infraestructura, servicios y bienes de consumo.  Sobre todo, un mundo en el que el mejoramiento en las comunicaciones está haciendo que todo suceda mucho más rápido, con más agilidad y sobre  lo cual no podemos perder el ritmo”, manifestó Romero.
Luego propuso un cambio en la gestión. “Tenemos que ser dinámicos, animarnos al pensamiento creativo, a replantearnos los objetivos, a preguntarnos: por qué, cuando algo no nos está dando el resultado esperado, debemos tener el coraje de cambiar. Cambiar procedimientos de nuestra gestión,  esto es innovar. De eso hablamos cuando mencionamos el camino hacia la mejora continua”.
Al finalizar Romero fue contundente en sus palabras: “En IRAM no vamos a esperar que nos llamen, vamos a ir a buscar a nuestros usuarios, a pensar en ellos y anticiparnos a sus necesidades. Todavía hay camino por recorrer y mucho por mejorar, pero vamos con el objetivo puesto en la simplificación de procesos para la satisfacción del usuario. Porque un sistema que no se adapta, es disfuncional y tiende a desaparecer”.

 

LAS NORMAS COMO HERRAMIENTAS
La comunidad internacional se enfrenta a mercados inestables y a la necesidad de encontrar un equilibrio entre los retos macroeconómicos y, al mismo tiempo, brindar una respuesta al cambio climático, entre otros desafíos. En este complejo entorno, sujeto a tensiones constantes, las normas son herramientas poderosas capaces de liderar un cambio positivo. Al uniformizar la calidad de procesos de producción, distribución y comercialización, ayudan a abrir los mercados globales a los productos nacionales, crear entornos empresariales con códigos y prácticas compartidas y estimular el crecimiento económico. Actualmente IEC, ISO, e ITU se encuentran trabajando para lograr un consenso mundial con el fin de mejorar los actuales enfoques a problemas sociales, económicos y ambientales.
“Enfrentamos desafíos en temas como cambio climático, salud, seguridad, tecnologías de la información, eficiencia energética y ambiente, sólo por mencionar algunos, solamente pueden abordarse de manera integral y confiable si lo hacemos a través de normas internacionales”, expresó Luis Trama, director de Relaciones Internacionales y Cooperación a cargo de la Dirección General de IRAM. Además destacó que los organismos internacionales de normalización reconocen hoy cinco tendencias globales que están delineando el futuro de los negocios: “cambio demográfico, 1.000 millones de nuevos consumidores en los mercados emergentes, urbanizaciones en mega ciudades, crecimiento veloz del consumo digital y la escasez de recursos”.
Las normas apoyan el rápido crecimiento económico en los países en desarrollo. Dada la fuerte correlación entre el crecimiento económico y la urbanización, las normas son cada vez más importantes para ayudar a las ciudades a desarrollar infraestructuras más inteligentes y sostenibles, convirtiéndolas en mejores lugares para vivir. También ayudan a que las economías trabajen y comercien mejor, promueven la innovación y el crecimiento. Además, juegan un rol de liderazgo en la recuperación de los mercados, así como nos ayudan en la vida cotidiana. “La excelencia en el involucramiento de las partes interesadas y la construcción de un consenso son cruciales para asegurar la credibilidad de las normas internacionales” aseveró Trama.

 

LA NORMALIZACIÓN EN IRAM
El Día Mundial de la Normalización se conmemora desde 1946 cuando delegados de 25 países reunidos en Londres, Inglaterra, decidieron crear una organización internacional dedicada a la coordinación y unificación de la actividad de normalización. Así se fundaba formalmente ISO.
IRAM, como organismo nacional de normalización, es representante de ISO y junto con el Comité Electrotécnico Argentino es representante de la IEC en Argentina. Por lo tanto, celebra también este día e invita a todas las organizaciones de la sociedad civil, las empresas y el Estado, a participar del proceso de normalización para lograr mejoras en los desempeños de las organizaciones y de  sus productos y servicios.
El director de Normalización de IRAM, Osvaldo Petroni, explicó que las normas “son documentos establecidos por consenso y aprobados por un organismo reconocido que proporcionan, un uso común y repetido, reglas, directrices o características para actividades o bien para sus resultados, con el fin de obtener un grado óptimo de orden en un contexto dado. Se basan en los resultados consolidados de la ciencia, la técnica y la experiencia, y están orientadas a promover el máximo beneficio de la comunidad”. Y agregó: “En promedio se desarrollan más de 120 reuniones mensuales de los organismos de estudio, con más de 600 asistentes en igual período. Por cada norma IRAM publicada, la sociedad invierte 1.000 horas-hombres de expertos y representantes de las entidades interesadas y afectadas por las normas en estudio”.
Las normas garantizan un cambio positivo también mediante la reducción de las barreras a la comunicación y a la cooperación entre países. En este sentido, el trabajo de IRAM, sigue siendo fundamental para el desarrollo de normas que compartan conocimientos entre las naciones del mundo y así proporcionan elementos fundamentales para la prosperidad de nuestro país.