vial@editorialrevistas.com.ar

LA APLICACIÓN DE LA TECNOLOGÍA NFC EN EL TRANSPORTE PÚBLICO

Para conocer las últimas noticias, suscribirse a nuestras actualizaciones.

ÚLTIMA EDICIÓN

NEWSLETTER

EDITORIAL

* Por D. Antonio Rubio Fernández.

El objetivo del libro blanco es crear una guía de referencia que ayude a tomar decisiones a todos aquellas personas, empresas e instituciones interesadas en el transporte público y que buscan, en las llamadas nuevas tecnologías, sistemas que puedan ayudar dentro de una economía sostenible a mejorar la calidad del servicio público de transporte que se ofrece a los ciudadanos.

No es noticia que hoy en día las capacidades adicionales que han ido adquiriendo los teléfonos móviles, junto con el avance en las comunicaciones de datos de las redes móviles y la multitud de servicios que hoy en día se están desarrollando para estos equipos, han convertido al móvil en un elemento imprescindible para los ciudadanos. En pocos años, hemos pasado de emplear un terminal telefónico a un dispositivo multiaplicación que permite a su usuario disponer de conectividad para voz y datos en cualquier momento y lugar.
Ello hace posible que el móvil se convierta en un elemento muy útil para el transporte público para los diferentes agentes proveedores del servicio de transporte público (empresas operadoras, así como autoridades y consorcios de transporte) y, obviamente, los propios usuarios del transporte público.
Así, los proveedores del servicio de transporte público pueden disponer de un elemento de comunicación con el usuario en tiempo real a un coste relativamente pequeño (coste de las comunicaciones) y los usuarios, al disponer de un terminal móvil, pueden estar informados de manera dinámica de todo lo que sucede en este servicio público. A modo de ejemplo, hoy en día en muchas ciudades se puede obtener desde la parada información por SMS de cuándo llegará el siguiente autobús, o puede encontrar la mejor ruta en el transporte público utilizado Google
Transit (opción dentro de Google Maps que permite buscar el camino entre dos lugares utilizando el transporte público).
Es entonces cuando el uso de las tarjetas sin contacto empieza a extenderse a nivel comercial, siendo el transporte público la primera gran aplicación en la que se utiliza la tarjeta sin contacto. Sin embargo cuando la tarjeta sin contacto empieza a utilizarse como medio para almacenar los títulos de transporte los teléfonos móviles todavía no habían alcanzado la madurez comercial para su distribución al gran público, ya que no será hasta finales de esta década cuando comienza su rápida e imparable popularización.

 

LA TECNOLOGÍA NFC
Las tecnologías desarrolladas en el entorno de la telefonía móvil han convertido a éstos en terminales con “inteligencia” y con capacidades funcionales equivalentes a los ordenadores personales. Tienen además el gran valor añadido de su portabilidad y su posibilidad de utilización sin limitaciones de tiempo y espacio, más allá de las impuestas por la cobertura radioeléctrica que precisan, pero que incluso éstas serán superadas en un futuro próximo por la cobertura a través de satélites.
La tecnología NFC (Near Field Communication) es uno de esos desarrollos aplicados al teléfono móvil que le permiten relacionarse, de modo interactivo, con otros dispositivos. En este caso, la interacción se realiza a través de un protocolo de comunicaciones compatible con la tecnología inalámbrica, basada en las Normas ISO 14443 A y B, ya en aplicación en el transporte público para la utilización de las tarjetas inteligentes sin contacto.
La implantación de las tarjetas inteligentes sin contacto ha precisado de importantes inversiones económicas en relación con los equipo de control de acceso, formas de pago y sistemas de gestión.
NFC es ya una realidad tecnológica y el transporte público una necesidad económica y social incuestionable. No es posible crecer económicamente sin un transporte público de calidad y la calidad tiene un coste nada despreciable. Por otro lado, las necesidades de financiación del transporte público, imprescindibles para mejorar el servicio ofrecido, no pueden ser ajenas a las oportunidades que las llamadas nuevas tecnologías ofrecen.
El teléfono móvil dotado de tecnología NFC se presenta como una oportunidad para que el equipo se comporte como una tarjeta “virtual” sin contactos, con la capacidad adicional para informar en tiempo real al usuario, del contenido de los títulos de transporte alojados en la misma.
También a través de éste se permitirá al usuario el pago, la carga y la recarga de títulos de transporte de distintos perfiles sobre la tarjeta virtual, incentivando así el uso del transporte púbico.
La experiencia reciente nos dice que estos servicios se irán ampliando en la medida en que otros actores, nuevos en el entorno del transporte público, ofrezcan otras aplicaciones de interés para los usuarios.
Como consecuencia de todo esto, el contenido de este libro blanco se postula, como se indicaba al principio, como una guía que sirva de referencia para poder aplicar esta tecnología NFC, inherente a los teléfonos móviles, en el transporte público.
A lo largo del libro se hace hincapié en la búsqueda de la optimización, compatibilidad y aprovechamiento de las infraestructuras existentes. Se identifican también los retos y oportunidades económicas que la implantación de esta tecnología representa.
Cabe señalar que el contenido de este libro blanco corresponde al momento actual y está sometido a la permanente evolución de las tecnologías y de su uso. Pero en cualquier caso recomendamos su uso como herramienta imprescindible en todos los proyectos de transporte basados en la tecnología NFC que en España se puedan implantar, como en otras partes del mundo.

PARA TENER EN CUENTA

  • En el libro se repasan y relacionan las nuevas funciones que los teléfonos móviles, especialmente los conocidos como inteligentes, incorporan a sus capacidades básicas.
  • Se incluye una comparativa de la tecnología NFC con otras inalámbricas para obtener una visión clara de cuáles son las nuevas oportunidades que NFC ofrece y porqué tecnologías como Bluetooth o Wi-Fi no son válidas para los fines aquí definidos para el transporte público.
  • Se describe la nueva arquitectura tecnológica que incorporan los teléfonos móviles con NFC y los elementos de seguridad, imprescindibles en un sistema que actuará en el transporte público, y que deben ser independientes de las obsolescencias programadas en los dispositivos móviles.
  • La seguridad no puede tener programada su obsolescencia. Esto en ningún caso debe ocurrir, pero en el transporte público en especial, dado el impacto social y económico que esto tendría.
  • Se identifican los nuevos actores que intervienen en este nuevo ecosistema NFC/Transporte público y se analiza el modelo de gestión.
  • Por último, se incluyen las preguntas más frecuentes que surgen cuando se integran nuevos sistemas tecnológicos en espacios con su explotación consolidada y con gran impacto social, como es el transporte público.

 

 * D. Antonio Rubio Fernández, es presidente del Comité ITS en el Transporte Público de ITS España.